miércoles, 27 de julio de 2011

Innová con tu modelo de negocio

Definir qué es un modelo de negocios es responder a la pregunta “Cómo”:
  • ¿Cómo gestionás tu empresa?
  • ¿Cómo es la estructura interna?
  • ¿Cómo agregás valor?
  • ¿Cómo vendés?
  • ¿Cómo te diferenciás de la competencia?
  • ¿Cómo son tus servicios?
  • ¿Cómo te relacionás con tus clientes?
Todas estas preguntas hacen a la estrategia de tu empresa. Cada respuesta puede convertirse en tu modelo de negocio, ese que te diferencia del resto y a través del cual agregás valor.

Osterwalder propone que bases tu análisis en los siguientes parámetros: segmento de clientes; propuesta de valor; distribución; relación con los clientes; recursos y actividades clave; proveedores y costo de la estructura. Te dejo un artículo que lo desarrolla: click aquí.

Determinar un modelo de negocio es muy importante ya que, mientras lo vas a pensando, vas a encontrar las áreas en donde innovar y agregar valor para diferenciarte del resto.

Modelos y ejemplos
  • Mercantil: comercio tal como lo conocemos (almacén).
  • Productor: fabricación (automotrices).
  • Corretaje: seguros.
  • Afiliación: clubes.
  • Fidelización: aerolíneas.
  • Freemiun: brindan servicios básicos gratuitos y cobran por otros más avanzados o específicos (Skype, Facebook).
  • Marketing multinivel: ofrece una oportunidad de negocio a cualquiera de sus consumidores con una mínima inversión (Herbalife).
  • Subasta electrónica: Mercado Libre.
  • Tendedero: abre un local en donde están sus potenciales clientes. Este modelo se sigue usando, y, con el gran crecimiento de internet, se pueden generar tiendas online o virtuales.
  • Cebo y anzuelo: se ofrece un producto básico a muy bajo precio que se complementa con otro producto a otro precio y que requiere del mismo sí o sí (Impresora y cartuchos).
  • Comidas rápidas o fast food: Mc Donalds marcó tendencia con la estandarización para generar una comida rápida.
  • Autoservicio: lo vemos, por ejemplo, en los supermercados.
  • Suscripción: muy utilizado por diarios y revistas.
  • Co-creación: Youtube funciona gracias a los contenidos que publican los mismos lectores.
  • Franquicias: se vende el modelo de negocio, el mismo se estructura de manera tal de poder venderse.
Por supuesto se pueden utilizar varios de estos modelos en uno solo (algunos aquí mencionados son una mezcla). Los que menciono son sólo algunos.

Tendencias e ideas

Internet, globalización, redes sociales, herramientas gratuitas, etc. nos están dando una pauta de hacia dónde vamos. Ya no importa si montamos una gran oficina o si cada uno trabaja desde casa. Lo importante es que el cliente obtenga lo que necesita, en el momento que lo necesita y en el lugar que lo necesita, esto último puede ser en un shopping o en la puerta de su casa. Siempre agregando valor y comunicándolo estratégicamente.

Se pueden armar grandes redes tan sólo con una computadora. Esto está cambiando radicalmente el modelo de negocio, sobre todo por cómo trabajamos y cómo vendemos. Por supuesto, si se fabrica un producto, es necesario tener un lugar físico, lo que no implica que la misma esté en un solo lugar. La oficina puede ser cada hogar y los espacios de reunión con clientes; proveedores y asociados (en el caso de no poder reunirse por videoconferencia) pueden alquilarse. Estoy segura que de acá a unos años se van a armar diferentes redes de contactos a través de las cuales se harán negocios e intercambios, las compras serán cada vez más “virtuales” que presenciales.

Estamos viviendo épocas de grandes cambios y los modelos de negocios deberán adaptarse, recordemos que los dinosaurios desaparecieron.

Lic. Gabriela Dobler

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada