miércoles, 27 de julio de 2011

Innová con tu modelo de negocio

Definir qué es un modelo de negocios es responder a la pregunta “Cómo”:
  • ¿Cómo gestionás tu empresa?
  • ¿Cómo es la estructura interna?
  • ¿Cómo agregás valor?
  • ¿Cómo vendés?
  • ¿Cómo te diferenciás de la competencia?
  • ¿Cómo son tus servicios?
  • ¿Cómo te relacionás con tus clientes?
Todas estas preguntas hacen a la estrategia de tu empresa. Cada respuesta puede convertirse en tu modelo de negocio, ese que te diferencia del resto y a través del cual agregás valor.

Osterwalder propone que bases tu análisis en los siguientes parámetros: segmento de clientes; propuesta de valor; distribución; relación con los clientes; recursos y actividades clave; proveedores y costo de la estructura. Te dejo un artículo que lo desarrolla: click aquí.

Determinar un modelo de negocio es muy importante ya que, mientras lo vas a pensando, vas a encontrar las áreas en donde innovar y agregar valor para diferenciarte del resto.

Modelos y ejemplos
  • Mercantil: comercio tal como lo conocemos (almacén).
  • Productor: fabricación (automotrices).
  • Corretaje: seguros.
  • Afiliación: clubes.
  • Fidelización: aerolíneas.
  • Freemiun: brindan servicios básicos gratuitos y cobran por otros más avanzados o específicos (Skype, Facebook).
  • Marketing multinivel: ofrece una oportunidad de negocio a cualquiera de sus consumidores con una mínima inversión (Herbalife).
  • Subasta electrónica: Mercado Libre.
  • Tendedero: abre un local en donde están sus potenciales clientes. Este modelo se sigue usando, y, con el gran crecimiento de internet, se pueden generar tiendas online o virtuales.
  • Cebo y anzuelo: se ofrece un producto básico a muy bajo precio que se complementa con otro producto a otro precio y que requiere del mismo sí o sí (Impresora y cartuchos).
  • Comidas rápidas o fast food: Mc Donalds marcó tendencia con la estandarización para generar una comida rápida.
  • Autoservicio: lo vemos, por ejemplo, en los supermercados.
  • Suscripción: muy utilizado por diarios y revistas.
  • Co-creación: Youtube funciona gracias a los contenidos que publican los mismos lectores.
  • Franquicias: se vende el modelo de negocio, el mismo se estructura de manera tal de poder venderse.
Por supuesto se pueden utilizar varios de estos modelos en uno solo (algunos aquí mencionados son una mezcla). Los que menciono son sólo algunos.

Tendencias e ideas

Internet, globalización, redes sociales, herramientas gratuitas, etc. nos están dando una pauta de hacia dónde vamos. Ya no importa si montamos una gran oficina o si cada uno trabaja desde casa. Lo importante es que el cliente obtenga lo que necesita, en el momento que lo necesita y en el lugar que lo necesita, esto último puede ser en un shopping o en la puerta de su casa. Siempre agregando valor y comunicándolo estratégicamente.

Se pueden armar grandes redes tan sólo con una computadora. Esto está cambiando radicalmente el modelo de negocio, sobre todo por cómo trabajamos y cómo vendemos. Por supuesto, si se fabrica un producto, es necesario tener un lugar físico, lo que no implica que la misma esté en un solo lugar. La oficina puede ser cada hogar y los espacios de reunión con clientes; proveedores y asociados (en el caso de no poder reunirse por videoconferencia) pueden alquilarse. Estoy segura que de acá a unos años se van a armar diferentes redes de contactos a través de las cuales se harán negocios e intercambios, las compras serán cada vez más “virtuales” que presenciales.

Estamos viviendo épocas de grandes cambios y los modelos de negocios deberán adaptarse, recordemos que los dinosaurios desaparecieron.

Lic. Gabriela Dobler

miércoles, 20 de julio de 2011

La importancia de analizar el mercado en el que se va a operar

La primera medida importante cuando se está analizando el entorno de la empresa es evaluar el mercado en el que se operará. Esto es definir el sector (ejemplo industria farmacéutica) y analizar:
  • ¿Cómo está conformado el sector?
  • ¿En qué zonas geográficas opera?
  • ¿Están agrupados en cámaras comerciales, son participativos?
  • ¿Hay negociación interna de precios (por ejemplo)?
  • ¿Cómo es la competencia entre sí?
  • ¿Es un sector saturado o hay espacio para más competidores?
  • ¿Cuáles son las tendencias de crecimiento?
  • ¿Cómo influyen las innovaciones tecnológicas y de gestión en el sector?
  • ¿Cómo influye el macroentorno, por ejemplo las leyes, políticas macroeconómicas, gremios, en el sector?
Las respuestas a estas preguntas nos dará como resultado un mapa del sector, y podremos darnos cuenta si el mismo es atractivo o no.

Características de un sector atractivo

Crecimiento del sector: un sector en crecimiento da más espacio para ingresar y crecer. Lo que se llama comúnmente la “torta”, se agranda y uno puede sacar una mejor "tajada" que en una torta que se achica y cuyo reparto ya está completo.

Rentabilidad del sector: cada sector tiene su rentabilidad sobre la facturación, es bueno saberlo, sobre todo porque los costos de inicio que a veces son muy altos.

Grado de competencia: un sector que está saturado (demasiada competencia) es de por sí poco rentable y requiere mucho esfuerzo para posicionarse.

Requerimientos bajos de inversión: de ser posible es mejor elegir sectores donde la inversión inicial sea baja. En los sectores donde la principal barrera de entrada es la inversión inicial que se debe realizar lo mejor es estudiar los otros ítems citados y evaluar las ventajas competitivas para ingresar.

Momento económico: en épocas de crecimiento estamos más motivados para consumir, comerciar, negociar, invertir, etc. El mercado de por sí da oportunidades. En momentos de recesión lo más aconsejable es esperar para emprender.

Lugar geográfico en auge: en regiones en desarrollo y crecimiento hay más oportunidades.

Gestión poco profesionalizada: saber gestionar una empresa con profesionalismo, sentido común y criterio es una ventaja competitiva para sectores muy técnicos o con poca gestión profesional.

Si se dan todas las características juntas mejor, si se da una sola es mejor pensarlo bien. Muchas veces nos empeñamos a pesar de las dificultades. Siempre se pueden encontrar ventajas competitivas, como un producto innovador por ejemplo, lo importante es no ingresar con un emprendimiento si no se tiene claro cómo se va a competir.

Ejemplo de gráfico de participación:





Este gráfico surge de un análisis del sector textil. Es viejo ya el estudio pero es un muy útil ejemplo: click aquí.

Fuente: me basé en El libro negro del emprendedor de Fernando Trías De Bes (Barcelona, Ediciones Urano, 2007).

Lic. Gabriela Dobler

miércoles, 13 de julio de 2011

Los impuestos y el emprendedor: lo que tenés que saber

Cuando el emprendedor comienza su emprendimiento uno de los temas a analizar es cómo armar la empresa “jurídica e impositivamente”. Cuando se habla “jurídicamente” se está hablando de fundar la empresa como una sociedad (que se inscribe ante la Inspección General de Justicia en el caso de sociedades con domicilio en Capital Federal) o como una unipersonal (para personas físicas, es decir, una sola persona). Según la forma jurídica que se adopte para la empresa que inicia corresponderá determinados impuestos, es decir que ambos conceptos van de la mano. A su vez, no es lo mismo la personería (jurídica para sociedades, física para unipersonales) que la categoría en que se tiene que inscribir el emprendedor ante los organismos correspondientes. Para las personas físicas dependiendo del monto de su ingreso podrán ser monotributistas o responsables inscriptos. Las sociedades tienen sus impuestos ya determinados.

Impositivamente, hay dos organismos de control:

AFIP (a nivel nacional): Para la inscripción de personas físicas existen las siguientes alternativas: a) monotributistas; b) monotributistas sociales; c) responsables inscriptos. Y para sociedades: a) responsables inscriptos; b) sociedad de hecho monotributista.

Rentas (a nivel provincial): Para la inscripción de personas físicas existen las siguientes alternativas: a) Como contribuyente local (sólo para los emprendedores de Capital Federal y que tienen clientes en Capital Federal), esto es válido para cada provincia (rentas de la provincia), y, dependiendo de los ingresos anuales como I) Régimen Simplificado de Ingresos Brutos; o II) Como Contribuyente local; b) Convenio Multilateral (si tiene clientes en otras provincias además de Capital Federal).

Por experiencia podemos decir que muchas personas (monotributistas en la mayoría de los casos) piensan que inscribiéndose al monotributo ya es suficiente cayendo en un error y generando deuda a futuro (incluyendo intereses resarcitorios y multas) y riesgo de inspecciones por parte de Rentas, de más está decir que tal vez inscribirse al monotributo no era lo más conveniente.

Impositivamente si bien el costo en cada alternativa es diferente, la elección deberá depender del tipo de producto y/o servicio que se quiera vender y/o prestar; del mercado meta (potenciales clientes) y, sobre todo, del dinero con el que se cuenta (propio o prestado) para armar la empresa. También dependerá de cómo estos elementos se integran a la estrategia general del negocio. Es decir que la decisión jurídico-impositiva debe tomarse como una consecuencia de este análisis y estar articulada con la estrategia. Por ejemplo: no es lo mismo fabricar un producto innovador con llegada masiva y con posibilidades de exportación, que fabricar un producto con mucha competencia y de pequeña escala, la estructura impositiva que se le deberá dar al emprendimiento no será el mismo en ambos casos.

Unipersonal: adquieren carácter de unipersonal las personas físicas, pueden inscribirse ante AFIP en el Régimen Simplificado como monotributista si están dentro de los parámetros (facturación anual; energía eléctrica consumida; superficie utilizada, alquileres devengados, precio de venta unitario máximo, y para las últimas categorías la cantidad mínima de empleados). El Monotributo consiste en un impuesto único que reemplaza a los aportes jubilatorios (autónomos), IVA y obra social. Cuando superan dichos parámetros deben inscribirse en el Régimen General. Los impuestos que les corresponden en ese caso son: Ganancias Personas Físicas, Impuesto al Valor Agregado (IVA), Autónomos, y, puede corresponderle o no Bienes Personales, según cada caso en particular.

Sociedades: adquieren carácter de sociedad las empresas compuestas por dos o más personas. Las sociedades pueden ser irregulares como la Sociedad de Hecho, o comerciales como es el caso de la Sociedad Anónima (SA), Sociedad de Responsabilidad Limitada (SRL) entre otras.

Cargas sociales: en todos los casos cuando una persona física o jurídica emplee personal en relación de dependencia está obligado a realizar los aportes y contribuciones al SIJP, tomando como base las remuneraciones pagadas, los mismos se determinan e ingresan mensualmente.

Rentas recauda el denominado impuesto sobre los “Ingresos Brutos”. Cada jurisdicción tiene su Código fiscal donde se establecen las condiciones y alícuotas aplicables.

A continuación comentaremos las categorías y aspectos más destacados de las mismas, dentro de la jurisdicción de Capital Federal y Buenos Aires. En Capital Federal los contribuyentes se dividen en 1) “Contribuyentes locales”, son los que solo tienen cliente en Capital Federal, y dependiendo de la facturación anual tope de $ 144.000, las personas físicas que no lo superen debe optar por el “Régimen Simplificado de Ingresos Brutos” y en caso de superarlo, ya sea tanto personas físicas como empresas se inscriben como “Contribuyente local común”. 2) “Contribuyente Convenio Multilateral” son las personas físicas o empresas que tienen clientes en más de una provincia, por decirlo en una forma sencilla y que se entienda. En la provincia de Bs. As. no existe el Régimen Simplificado de Ingresos Brutos.

Por último también existen tasas municipales dependiendo de cada municipio y de la actividad a desarrollar, según cada actividad en particular.

Es muy importante analizar y considerar los impuestos ya que son una erogación que se tendrá que afrontar todos los meses.

Si necesitás ayuda hacénos llegar tu consulta a: decidiemprender@gmail.com

Seguinos en twitter @DEmprender

Éxitos!!!

Lic. Gabriela Dobler y Cdor. Pablo Lugones

viernes, 8 de julio de 2011

Cómo estructurar tu plan de negocios?

El Plan de negocios es un documento escrito que se realiza para estudiar, evaluar y analizar la posibilidad que tiene una empresa de ser rentable y sustentable en el mercado. Un emprendedor tiene que basar su decisión de emprender basado en la confección del mismo en forma seria y profesional. En este post te voy a dar unos tips y la estructura genérica de todo plan de negocios.

Armar el Plan de negocios es dibujar el "mapa" de la empresa y la ruta a seguir. Tenemos que saber nuestro punto de salida (investigación de mercado), el punto de llegada y paradas (visión, objetivos, metas), y, sobre todo, cómo recorrer el camino (plan de acción, estrategias, etc.). Conocer el mapa no asegura el éxito ni tampoco impide que nos equivoquemos, se obtiene experiencia y conocimiento para adaptarse al mercado y sus necesidades.

Todo plan tiene que tener un objetivo para su confección. Estos objetivos pueden ser: evaluar la factibilidad del proyecto, lanzar un nuevo producto/servicio al mercado, buscar financiamiento, entre otros. Sabiendo para qué se quiere el plan, realizarlo y terminarlo es mucho más fácil.

Cómo lo estructuro?


En el gráfico todas las partes del plan están representadas como "pelotas", como malabarista, quien realiza el plan lanza todas las pelotas al aire y tiene que mantenerlas en movimiento, dedicándose a cada una por igual, si una se cae el plan se cae.

1. Idea de negocio: todo proyecto nace de una idea, esa idea puede ser muy buena y generar un negocio rentable, lo que se analiza con el plan de negocios es que la misma genere una oportunidad de negocio (rentabilidad y sustentabilidad).

2. Estudio de mercado: fundamental. Estudiar el mercado es analizar todas las variables que afectan al proyecto. Podemos dividir el análisis en el estudio del macro y micro entorno. Macro entorno se refiere a variables que afectan al proyecto, provenientes de medidas, políticas y tendencias. Las del micro entorno refieren al entorno más cerrado donde actuará la empresa: clientes, competencia, proveedores, productos sustitutos, entre otros.

3. Producto/servicio: con la idea de negocio tenemos un producto/servicio pensado, con el estudio de mercado puedo definirlo en forma más precisa, entendiendo las necesidades del cliente potencial.

4. Proyecciones: se proyecta las ventas que se van a obtener. A partir de las mismas se puede saber qué recursos se van a necesitar.

5. Presupuestos: se debe incluir la inversión inicial, con qué recursos se cuenta y qué recursos se necesitarán. Básicamente se trabaja sobre el presupuesto económico y financiero. De aquí se desprenden diferentes análisis como punto de equilibrio, rentabilidad del proyecto, etc.

6. Producción: se definen los materiales necesarios, costos de fabricación, cómo se fabricará, capacidad de producción, etc.

7. Estructura jurídico-impositiva: cómo comenzará la empresa, será de una sola persona, serán varios socios, cómo la constituyo jurídicamente (en Argentina) como monotributista, unipersonal, sociedad. Según cómo la constituya será la carga impositiva que se tendrá (y que hay que considerar).

8. Equipo de trabajo/legales: con quiénes se va a trabajar: socios, aliados, empleados. Cómo será el organigrama, el reglamento y los contratos. '

9. Estrategia global: se delimita la estrategia a seguir a nivel de empresa: misión, visión, objetivos, valores, etc.

10. Marketing: se arma el plan. Quién será el cliente y cómo se establece la estrategia de posicionamiento. Se establece cómo se va a fijar el precio y su estructura, la estrategia de comunicación, de distribución, etc.

11. Plan de acción: pasos a seguir para implementar el proyecto.

Todo junto conforma el plan de negocios. Para delinearlo te aconsejo que leas un artículo que escribí "Construyendo el plan de negocios con los mapas mentales": click aquí. En este blog iremos viendo los diferentes componentes.

Éxitos!!!

Lic. Gabriela Dobler

miércoles, 6 de julio de 2011

21/7 Charla emprendedora: Cómo utilizar las diferentes herramientas que brinda internet par difundir y vender servicios y/o productos

GD Consultora dará lugar a la Charla emprendedora, será sobre “Cómo utilizar las diferentes herramientas que brinda internet para difundir y vender servicios y/o productos”. La misma estará a cargo de la Lic. Gabriela Dobler. La charla se enfocará en las herramientas y en las estrategias de marketing.

Además tomaremos una merienda y haremos networking, así que quienes vengan por favor traigan tarjetas, folletos y lo que consideren para hacer negocios.

Lugar y horario: Amenábar 2081 (María TE), 18 hs. Sólo cobramos la merienda $ 30 (se incluye material).

Informes e inscripción: capacitacion@gdconsultora.com.ar Asunto: Charla

Para ver información sobre charlas anteriores: click aquí

lunes, 4 de julio de 2011

Bienvenidos a Decidí emprender, tu sitio en la web!!!

Con la intención de dar soporte exclusivo a nuestros tan queridos emprendedores, desarrollamos este espacio en donde podrás: encontrar artículos que te ayuden a mantenerte al día sobre nuevas tendencias; recomendaciones; herramientas; interactuar con otros emprendedores a través no sólo del blog sino también de charlas que organizamos con el fin de que puedan generar contactos y clientes potenciales; información sobre tutorías personalizadas y grupales y más.

Vivimos atentos a los cambios, nos renovamos, escuchamos tu necesidad. No dudes en hacernos llegar tus consultas, estamos para ayudarte.

El equipo de Decidí emprender